AÑO 18

NUMERO 617

Espectáculos

Año: 1

Número: 6

Tinelli tiene miedo y pide lo que no hay.

Todos estos porteños privilegiados que parecían a salvo de todo sufrimiento, empiezan a ver como las hieles del infierno entran por el techo. Y es así, vos decís, soy intocable, tengo guita, me voy cada vez más arriba y no me tocan el culo ni con una caña de cien metros. Pero cuando te convenciste de eso, resulta que aparece una variante de la pena que no tenías inventariada. Tinelli se mandó una arenga en su programejo del jueves 31 de octubre donde reclamaba a gritos seguridad, seguridad, seguridad. El hombre quiere ir a correr, quiere moverse como cualquier hijo de vecino, como un pibe de barrio. No hay derecho, che, que no se pueda salir de la cueva. ¿Estás seguro que no hay derecho? Tinelli, disculpá, hay un detalle: vos no sos un pibe de barrio, vos no sos un argentino ordinario, vos sos algo así como un miembro de la nobleza en épocas de la Revolución Francesa ¿viste? Y esos tipos sí que la pasaron mal, aunque aceptaron el riesgo, primero la pasaron bomba y no renunciaron a sus privilegios hasta último momento. La cosa es que lo que ellos juntaban les faltaba a otros y se pudrió... Porque nosotros -como dijo Tinelli- los del "interior" tenemos más seguridad que él (que es un capo) y podemos salir a la calle tranquilos y todo eso... Es cierto, pero hemos pagado por eso que el no tiene ahora, con una gran lista de padeceres, que son los padeceres que azotaron a esta Argentina durante tanto tiempo. Ese precio fue alto. Si Tinelli quiere seguridad deberá renunciar a ser Tinelli. Aunque tal vez eso ya no sea posible.

 
Facebook Twitter Delicious Linked in Reddit MySpace Stumbleupon Digg Whatsapp Enviar por Correo

Imprimir Noticia

El Tiempo
Tiempo Esperanza
Buscar Noticias
Frases Célebres
Para el hombre prudente es más fácil prevenir que remediar.
Baltasar Gracián (1601-1658)
Jesuita y escritor español
Cotización del Dólar