AÑO 18

NUMERO 618

Política

Año: 12

Número: 587

LA VUELTA DEL OTRO PERONISMO Y LA "TRAICIÓN" DE SCIOLI.

la-vuelta-del-otro-peronismo-y-la-traicion-de-scioli

En el universo peronista solo se es fiel a aquellos que están en el poder. Eso es ley y los hechos lo prueban a lo largo de la historia del movimiento. Pasó con Menem y está pasando con los Kirchner. El hecho característico de aplaudir a los ganadores provoca la ilusión en la minorías de constituirse en una vanguardia durable. 

El "menemismo" tuvo ese sueño de perdurar que se extinguió tristemente apenas su titular y supuesto caudillo se bajó del sillón de Rivadavia. El "kirchnerismo" (con curiosas similitudes) abraza la misma esperanza de quebrar la ley del olvido y, hasta se ilusiona con reemplazar al peronismo. 

El monstruo peronista defraudador de aventureros seguramente terminará por aplastar también a la utopía "K". Gane quién gane, la minoría irá "a menos" hasta desaparecer mucho antes de los cuatro años que le espera en el llano. Ese es el destino de todas las minorías que nacen dentro del gran movimiento. Parasitan dentro del mismo, lo infiltran, pretenden someterlo y cambiarlo, pero nunca lo consiguen. 

Aplaudieron para sobrevivir, Así es el peronismo, sus militantes saben que lo primero es subsistir porque el retorno es infalible. El hoy Senador Pirola es un fiel exponente de esa mentalidad. Los simpatizantes peronistas saben muy bien de esa conducta. No se trata de algo condenable o valorable, simplemente es así, siempre fue así, el que ignora este axioma corre el riesgo de llorar en los rincones. Pirola aplaudió a Menem, a Néstor y Cristina mientras estuvieron en el poder, ahora aplaudirá a Scioli, la idea era subsistir. Así es la cosa. 

Scioli representa el retorno del peronismo histórico. La minoría kirchnerista lo intuye, también sabe que desaparecerá tarde o temprano. Cristina y Néstor serán recuerdo o, tal vez, ni siquiera eso, se sentirán traicionados por Scioli, tratarán de destruirlo, aunque saben que Scioli (si gana) no tiene más remedio que traicionar a la minoría kirchnerista, caso contrario se convertiría en un pusilánime, eso es justo lo que Scioli no está dispuesto a hacer. 

Pirola se saca la foto con Scioli el vapuleado, insultado y castigado hasta la ignominia por la minoría cristinista. La foto de Pirola con Scioli es lo que certifica el retorno del otro peronismo, el de siempre. Los kirchneristas ahora solo deben preocuparse por no ser un mal recuerdo.

 
Facebook Twitter Delicious Linked in Reddit MySpace Stumbleupon Digg Whatsapp Enviar por Correo

Imprimir Noticia

El Tiempo
Tiempo Esperanza
Buscar Noticias
Frases Célebres
El lenguaje es el vestido del pensamiento.
Samuel Johnson (1709-1784)
Ensayista y lexicógrafo inglés
Cotización del Dólar